string(4) "1183"

Categorías

Es mejor curarse en salud a la hora de pintar

Productos

22 de marzo de 2019

Al pintar el consultorio, la clínica o el hospital son muchas las preguntas que surgen, especialmente si tenemos en cuenta la variedad de productos, las reglamentaciones y la necesidad de contar con un espacio óptimo para brindar el mejor servicio con las condiciones apropiadas.

Para tomar una buena decisión, desde Pintuco damos respuesta a algunas inquietudes que surgen cuando se piensa en pintar un espacio médico:

¿Qué producto es el más adecuado para pintar un consultorio?

La pintura Acrílica Alta Asepsia es la mejor alternativa para consultorios, lavanderías y farmacias, son zonas de alto flujo de visitas y esta pintura contiene bajo olor y permite que el lugar que se pintó quede en uso en el menor tiempo posible. La pintura Acrílica Alta Asepsia ofrece, además del blanco, diferentes tonos pasteles que cumplen con los estándares definidos por la norma ASTM G21 – 15 (Standard Practice for Determining Resistance of Synthetic Polymeric Materials to Fungi).

 

¿Qué tipo de pintura se debe usar en un quirófano o donde se realizan procedimientos?

La pintura Epóxica Base Solvente es ideal para estos espacios, es más resistente al ataque de bacterias y a los agentes contaminantes vinculados con procedimientos médicos. Además, soporta el lavado que se realiza con sustancias como hipoclorito y yodo, y la fricción que se aplica al limpiar. Para aumentar la durabilidad y resistencia, se puede aplicar Esmalte Poliuretano 11320/11351 sobre la Epóxica Base Solvente.

 

¿Cómo pintar las zonas de espera y los lugares comunes de espacios médicos?

La pintura Epóxica Base Agua es una buena alternativa, cuenta con bajo olor y rápido secado. Otra opción es la pintura Acrílica Alta Asepsia, que se puede aplicar directamente sin necesidad de diluidores, y ofrece un muy buen nivel de blancura.

 

¿Qué alternativa de color es la más apropiada?

Tradicionalmente y asociado a la asepsia, los espacios relacionados con la salud se pintan con tonos neutros y suaves. Sin embargo, no se debe desconocer que los colores ejercen un efecto en las personas y que las sensaciones que transmiten pueden ser usadas al pintar las paredes de espacios médicos.

Utilice colores estimulantes como el amarillo, el azul o verde en zonas donde hay presencia de niños por ejemplo. Eso sí, evite el rojo, dado el efecto que puede tener en los pacientes y su relación con la sangre. Y para los quirófanos y lugares donde realiza procedimientos, los colores claros son una buena alternativa.

Además a la hora de escoger el color piense en qué tanta luz llega al lugar a pintar, si es poca lo conveniente es usar colores claros y luminosos

Una buena asesoría permite saber qué hacer y cómo hacerlo, en Pintuco tenemos las alternativas para que usted se cure en salud al remodelar y proteger sus espacios. Para ello, lo invitamos a leer el siguiente artículo sobre “El propósito de dar color en los espacios médicos”.